Alertan de la distribución de queso madurado procedente de Francia con la bacteria E. coli

FrieslandCampina ha ordenado a sus distribuidores y clientes la retirada preventiva de los lotes afectados
El queso retirado. EP
photo_camera El queso retirado. EP

La Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aesan) ha activado una alerta por la distribución de queso madurado elaborado con leche cruda procedente de Francia infectado con la bacteria Escherichia coli productor de toxina Shiga.

Francia ha informado a través de la Red de Alerta Alimentaria Europea (Rasff) de que se trata del queso Morbier DOP bajo la marca comercial Frieslandcampina Iberia y Millán Vicente en envases de cuñas de 175 y 195 gramos. 

Según la información consultada por EFEAGRO en la Rasff, el queso se ha distribuido, por el momento, en una quincena de países, entre ellos España. 

Esta información ha sido trasladada a las comunidades autónomas a través del Sistema Coordinado de Intercambio Rápido de Información (Sciri) para verificar la retirada de los productos afectados de los canales de comercialización.

La alerta ha sido fruto del autocontrol de la propia empresa, que ha comunicado la incidencia a las autoridades competentes.

La Aesan recomienda a las personas que tengan en su domicilio los productos incluidos en esta alerta se abstengan de consumirlos. 

Por su parte, FrieslandCampina ha asegurado en un comunicado que recibió información sobre un caso de posible presencia de bacteria Escherichia coli en el queso DOP Morbier, fabricado por la compañía francesa Entremont, que la marca comercial utiliza como materia prima por algunos productos que vende en el mercado español.

FrieslandCampina ha ordenado a sus distribuidores y clientes la retirada preventiva de los lotes afectados, todos aquellos con fechas de consumo preferente comprendidas entre el pasado 8 de diciembre y el 10 de enero de 2024, con el objetivo de garantizar la seguridad de los consumidores.

Además, los establecimientos que comercializan estos productos están siendo "muy proactivos informando directamente al cliente en punto de venta", según FrieslandCampina, que ha insistido en que se han tomado las medidas oportunas. 

La infección por E. coli productora de shiga toxinas genera una sintomatología de calambres abdominales fuertes, que pueden progresar a una fuerte gastroenteritis.

Comentarios