sábado. 11.07.2020 |
El tiempo
sábado. 11.07.2020
El tiempo

¿Cómo detectar y combatir la gastroenteritis?

Dolor abdominal. PIXABAY
Dolor abdominal. PIXABAY
Es una patología leve que suele durar 48 horas, pero muy contagiosa

El Concello de Ponteceso (A Coruña) aconseja a la población que "por precaución" se abstenga de beber agua de la traída en Corme tras detectarse un brote de gastroenteritis que afecta a 27 personas en la localidad. Es una patología leve que suele durar 48 horas, pero muy contagiosa. 

¿Qué es?

La gastroenteritis es una inflamación de una membrana interna del intestino y del estómago causada mayoritariamente por un virus, aunque también pueden provocarla bacterias y parásitos. Ambos órganos pierden su capacidad de absorción y secreción de sales minerales y agua.

¿Cómo se contrae?

Es muy contagiosa. Los virus pueden estar presentes en cualquier sitio: en las manos, los cubiertos, las encimeras de la cocina... Es común contraerla por contacto directo con la persona enferma o por compartir con ella la comida o la bebida, pero en ocasiones son los propios alimentos los que están contaminados y es su ingesta la que provoca la enfermedad. Es por ello que en el caso de Corme recomiendan no consumir el agua de la red de abastecimiento, al considerar que ahí se encuentra el origen del brote.

¿Cuáles son los síntomas?

Generalmente suele ir acompañada de diarrea, náuseas, vómitos o calambres abdominales, pero no tienen por qué darse todos los síntomas. También es posible que se produzcan cefaleas, dolores musculares o articulares, fatiga e incluso fiebre, pero no necesariamente.

El mayor riesgo que acarrea es el de deshidratación, que puede terminar en ingreso hospitalario en los casos más agudos. Esta pérdida de líquidos se manifiesta a su vez con sus propios síntomas, como la boca seca o pegajosa; la piel seca y arrugada; ausencia de lágrimas al llorar; ojos hundidos; reducción de la orina y color más oscuro de esta.

¿Quienes pueden contagiarse?

Cualquiera puede padecer la enfermedad, pero tienen más riesgo de padecerla los niños menores de dos años, ancianos y las personas con el sistema inmunitario debilitado. Es un síndrome muy común, más frecuente en épocas de invierno (durante las estaciones lluviosas).

¿Cómo prevenirla?

La higiene y la limpieza son la mejor receta para evitar la transmisión de estos virus. Es importante lavarse las manos con regularidad y mantener los cubiertos y otros objetos de la cocina limpios como medida de prevención. También lavar y enjuagar bien las verduras y las frutas.

Consejos para superarla

Normalmente, no se requiere ningún tipo de medicación ni existen tampoco medicamentos específicos. En un par de días suele remitir de forma espontánea, aunque en algunos casos puede prologarse durante diez o quince días.

Sí existen fármacos para tratar los síntomas, para cortar los vómitos o la diarrea, pero siempre debe prescribirlos un médico.

Ingerir líquidos. Agua con una pizca de sal y limón, bebidas isotónicas, infusiones... siempre a tragos cortos y con intervalos de diez minutos o media hora. Aunque apremie la sed, hay que rehidratarse despacio, porque si se bebe muy rápido se provocan más vómitos

Puesto que lo más importante es combatir la deshidratación, también es posible recurrir a sueros orales que aporten las sales minerales que el cuerpo está perdiendo con la diarrea o los vómitos.

Una dieta astringente ayuda a facilitar la absorción del agua y las sales minerales. Mientras perduren los síntomas es recomendable evitar los lácteos (un té o una infusión) y tomar alimentos como arroz cocido, pechuga de pollo a la plancha, merluza hervida o jamón cocido. También algunas frutas, como el plátano o la manzana pelada.

Reposo. Un buen descanso es fundamental para reponer las energías.

¿Cómo detectar y combatir la gastroenteritis?
Comentarios