domingo. 05.07.2020 |
El tiempo
domingo. 05.07.2020
El tiempo

La Xunta recoge en dos manuales el protocolo para el cuidado de los mayores

Comer bien es salud. Bajo esta premisa básica y teniendo en cuenta el carácter "altamente envejecido" de la población gallega, las Consellerías de Sanidade y de Traballo e Benestar acaban de editar unas guías con las que promover una alimentación saludable entre los mayores y fijar protocolos de higiene y buenas prácticas en las residencias de la tercera edad. El reto que se plantea la Xunta es "mejorar el nivel de salud optimizando el estado nutricional" de las personas con más de 65 años, el 22% de la población de gallega.

La distribución de los documentos se llevará a cabo estos días en los centros de salud, las 23 residencias de mayores de la Xunta y otros locales, con el objetivo de que lleguen tanto a sus destinatarios últimos (la gente mayor) como a sus cuidadores. El envejecimiento de Galicia -con 170.000 habitantes mayores de 80 años- y la dispersión poblacional -el 30% de quienes tienen más de 65 años residen en núcleos rurales y dispersos, de menos de 500 habitantes- constituyen "un reto para lograr mantener una buena calidad de vida, de bienestar y de independencia en la edad avanzada", según señaló ayer la titular de Sanidade, Rocío Mosquera.

Por su parte, su homóloga de Traballo e Benestar, Beatriz Mato, incidió en la importancia de "fomentar un envejecimiento sano y saludable" y en la conveniencia de la "coordinación y colaboración" entre departamentos autonómicos en esta materia. Entre otras cuestiones, resaltó los "pasos conjuntos" dados a través de la comisión sociosanitaria en los futuros modelos de atención en el hogar, en los que "las nuevas tecnologías ocuparán un lugar primordial en la atención a las personas con dependencia".

Por lo que respecta a las nuevas guías, el Manual del sistema de autocontrol está dirigido a profesionales de los centros residenciales para garantizar la higiene y buenas prácticas en la manipulación y fabricación de alimentos -desde el control de residuos y proveedores hasta la conservación de los productos a la temperatura adecuada-; mientras que las Recomendaciones para la alimentación de las personas mayores ofrecen consejos sencillos para que los mayores sigan un correcto patrón dietético.

Esta última guía "facilita información clara y sencilla" con recomendaciones sobre el consumo de los diferentes tipos de comida o consejos para situaciones especiales como las de convalecencia o problemas de masticación de las personas mayores. Lo hace, según indicó Mosquera, desde una persectiva de reconocimiento a las aportaciones de un colectivo (630.000 gallegos con más de 65 años) que juega un papel especialmente relevante en la comunidad gallega. O parafraseando a Cicerón, como hace la propia guía: "Las cosas grandes no se hacen con la fuerza, la rapidez o la agilidad del cuerpo, sino mediante el consejo, la autoridad y la opinión; cosas de las que la vejez lejos de estar huérfana suele acrecentar".

La Xunta recoge en dos manuales el protocolo para el cuidado de los...
Comentarios