sábado. 04.04.2020 |
El tiempo
sábado. 04.04.2020
El tiempo

Objetivo: resetear el machismo entre los jóvenes

Algunos de los alumnos y alumnas que integran el grupo NeoFem del IES Luis Seoane. JOSÉ LUIZ OUBIÑA
Algunos de los alumnos y alumnas que integran el grupo NeoFem del IES Luis Seoane. JOSÉ LUIZ OUBIÑA

La alarma por la multiplicación de los casos de violencia de género entre adolescentes tiene su respuesta ► En el IES Luis Seoane, por ejemplo,un grupo de jóvenes busca cambiar conciencias

"No solo duelen los golpes". Las letras de color violeta colgadas con pinzas a la entrada del IES Luis Seoane recuerdan que las cicatrices que deja la violencia de género no son solo las que están a la vista. Y recuerdan también que esta lacra, en todas sus vertientes, está lamentablemente muy presente en el mundo adolescente.
Las estadísticas asustan. En Galicia hay 24 expedientes abiertos sobre violencia de género entre menores de edad (de 14 a 17 años), siete en la provincia pontevedresa. Y las medidas de protección se han multiplicado por cuatro desde el citado año. Además, tres de cada diez jóvenes, según datos del 2015, ven "inevitable" controlar los horarios de su pareja, impedir que vea a su familia o amistades o decirle qué puede o no hacer.

Frente a la dura realidad, hay que tomar partido y "resetear" las conductas machistas que conducen a ese escenario. Eso es lo que se ha propuesto un grupo de adolescentes del IES Luis Seoane, que a su Consello da Muller Nova  le ha dado el nombre de NeoFem. En su grupo de WhatsApp son ya 22 (empezaron con 16 el pasado curso y hay otros componentes que pertenecen al colectivo aunque no disponen de esta red social) y quienes participan son chavales de 1º de la ESO a 2º de Bachillerato. Como subraya la profesora que se encarga de coordinarles, Carmen Mayán, "en NeoFem hay alumnos y alumnas de todas las edades, ideologías, formas de vestir...".  Su trabajo les ha valido este año el premio Ernestina Otero del Concello para proyectos educativos con perspectiva de género.  

El grupo tomó forma tras una propuesta del director, que había planteado a Mayán coordinar el área de Igualdad del centro "y a partir de ahí nos dejó libertad absoluta". A pesar de ese apoyo dentro del instituto, la creación de NeoFem no estuvo exenta de reticencias. "Empezamos a realizar una encuesta para consultar la opinión sobre ciertas conductas que veíamos y la verdad es que nos encontramos gente muy reacia a hacerla", cuenta uno de los chicos que forman el grupo. "Incluso muchas niñas -continúa otra  adolescente- se posicionaron en contra. Es muy fuerte. Que una mujer diga que está en contra del feminismo rechina. Yo ahora le caigo mal a mucha gente solo por defender mis ideales y he escuchado barbaridades... Nivel importante".

Todo parece indicar un claro retroceso en términos de igualdad en el mundo adolescente, a pesar de que, paradójicamente, tienen el mayor acceso a todo tipo de información. Los protagonistas de este reportaje tienen las ideas muy claras. "Yo creo que no es que haya un retroceso, es que el machismo es algo que siempre ha estado ahí. Puede que no se visibilizase tanto en el pasado", apunta uno de los chavales, que reconoce que entrar en el grupo a los chicos también les supuso rechazo por parte de muchos: "Directamente por estar aquí ya eres gay, pero son comentarios que escuchas continuamente y a los que no les doy valor". "El mundo en el que nos movemos es machista y eso influye muchísimo", agrega otra compañera. 

"Hay muchos tipos de machismo. A mí, lo que me impacta mucho es la violencia psicológica -afirma otra joven-. Hacer ver a la pareja que no vale para nada y que sin él no sería nada. Sinceramente, es lo que más veo. Ves a amigas que tienen pareja que te dicen: 'Hoy no puedo ir con vosotros que mi novio quiere quedar'. Le contestas, ‘pero es que llevas toda la semana con él, un poco de libertad, ¿no?’. Y responde: 'pero es que quiere'. "Y los celos, buf"-añade-. Esa frase de ‘Hace esto porque me quiere... Se cela porque me quiere. Me controla porque me quiere’... Esas frases son las más escuchadas. Tienes que pensar que ella no es consciente de lo que está pasando y tienes que abrirle los ojos y es lo que intentamos hacer en NeoFem, abrir los ojos tanto a chicas como a chicos".

"Mucha gente dice no al feminismo porque lo confunde con el hembrismo -agrega la misma joven-. El hembrismo busca la superioridad ante el hombre, y el feminismo la igualdad de géneros". "En un congreso sobre igualdad al que fuimos escuchamos que se llamase igualismo probablemente habría menos reticencia", apunta un compañero.
 ¿Tiene mucha culpa el móvil en manos adolescentes de la actual situación? "El móvil no, las redes sociales sí", contesta una estudiante. Todos admiten utilizarlas y algunos "tener historial" de comentarios en su contra. "La gente es muy cruel", dice una joven, mientras una compañera incide en que "la pantalla da mucha libertad, no hay límites". Otra alumna reconoce haber visto mensajes evidentes de violencia psicológica en relaciones tóxicas: "En ocasiones la víctima no se escucha ni a sí misma".

ACTUAL CAMPAÑA. Aunque trabajan todo el año -fuera de su horario escolar- "y no solo para fechas señaladas", el 25-N fue la efemérides con la que nacieron el pasado año y protagonista de sus dos principales campañas. La del 2017, ‘Violencia é’ ,trajo como consecuencia que muchas jóvenes verbalizaron por primera vez comportamientos  de micromachismo que ocurrían en su aula que les incomodaban, "y nunca se habían atrevido a decirlo", apunta Mayán. Este año han apostado por el humor como forma de acercarse a sus compañeros. Y, de este modo, han grabado tres cortos bajo el título ‘Reseteando’ en los que se evidencia el machismo en situaciones de la vida cotidiana, dentro del ámbito familiar y escolar, y en los que, como explica su guionista, una de las componentes del grupo, "a los personajes machistas los reseteamos, se convierten en otro y cambia la historia". Han ido clase por clase para mostrar estos audiovisuales, que también están colgados en su perfil de Facebook. "Ya veremos cómo funciona, pero de momento lo hemos pasado muy bien", cuenta su profesora. "Lo que buscamos es que se diferencie muy bien el antes y el después", agrega otra alumna.

¿Y qué hace falta para cambiar la actual situación? Respuesta unánime: "Educación". «Desde todos los puntos, que es lo que intentamos fomentar en el vídeo -cuenta una de las estudiantes-. Educación desde las familias y tanto por parte del profesorado y educadores e incluso entre compañeros. Si alguno no sabe lo que significa, pues explícaselo y si ves algo que está haciendo mal, explícaselo». Y consideran también imprescindible que desde los centros se empiece a impartir de forma regular como materia la educación sexual, el feminismo y la igualdad.
«Trabajamos de forma autónoma y en función de las demandas del propio alumnado, e intervendremos en donde podamos», explica Carmen Mayán, que subraya que probablemente en los próximos meses se incorporarán más alumnos y profesores interesados en participar en NeoFem y que también han empezado a colaborar con el centro de Primaria Marcos da Portela. «¿Por qué solo actuar en nuestro centro? -añade una alumna-. ¿Por qué no saber lo que piensa la gente de Monte Porreiro? Está aquí al lado, podemos hacer entrevistas y saber lo que opina la gente, si de verdad entiende lo que es el feminismo y el machismo».

ACTO EN EL PRINCIPAL. Con el importe del premio Ernestina Otero están preparando nuevas actividades, entre ellas un acto en el Teatro Principal el 7 de febrero, con el que buscan extender su radio de acción al resto de institutos y a la ciudadanía. Contarán con la presencia de Amelia Tiganus, víctima de explotación sexual y activista de Feminicidio.net, a quien ya vieron en una conferencia "en la que hubo lágrimas, eh, te lo digo yo", asegura emocionada una de las jóvenes. Junto a Tiganus estará el dúo de activistas Towanda Rebels, formado por la periodista Teresa Lozano y la humanista Zúa Méndez. "Queremos llenar el teatro ese día", destacan. 

Además, están inmersos en otro proyecto para completar el mural de los principales intelectuales gallegos que preside uno de los pasillos del centro, con una exposición sobre retratos de gallegas que también han tenido un papel destacado en la historia y cultura de la comunidad. Y, con la venta de las camisetas que ha diseñado una de sus componentes, esperan seguir recaudando fondos. El pasado año los destinaron a la asociación de ayuda a mujeres Por Todas, de Vilagarcía.

Para Mayán, una de las claves es que sean los propios estudiantes los que tengan la iniciativa "porque al profesor siempre se le ve como una figura de autoridad, pero si los referentes son los chicos y chicas de su edad el mensaje les llega mucho mejor". Así, los jóvenes de NeoFem afirman que no son un solo un grupo de trabajo, "sino de acción". Agitar conciencias es la primera.

Detectores de incoherencias (Por Roberto Antón, psicólogo)
PARECE bastante claro entender que los jóvenes de hoy en día están bastante concienciados en contra de la lacra que supone la violencia de género. Múltiples campañas llevadas a cabo en los institutos, en los medios de comunicación y en los espectáculos a los que asisten, han incidido desde hace años en su educación y en sus valores, y es bastante habitual ver como miembros destacados de la juventud de hoy en día, se posicionan públicamente a favor de la igualdad y en contra de la discriminación por razón de género. Del mismo modo que se está produciendo este fenómeno, resulta preocupante comprobar como continúan sucediendo variadas formas de ataques contra la dignidad de la mujer por parte de adolescentes. Teniendo en cuenta la facilidad que tienen hoy en día para acceder a la información, esto resulta difícil de entender a estas alturas del siglo XXI, ya que se supone que la juventud es conocedora de la necesidad de convivir en contextos de igualdad, donde no exista discriminación ni violencia hacia las mujeres. Desgraciadamente, tampoco se entiende cómo todavía, muchos adultos de nuestras sociedades siguen ejerciendo violencia contra la mujer, ajenos a los tiempos que corren, obviando las nefastas consecuencias que tienen esos ataques, sin tener en cuenta el dolor y el sufrimiento que provocan. Quizás por eso, algunos jóvenes sigan viendo estos ataques que llevan a cabo con total naturalidad, ya que como buenos adolescentes son excelentes detectores de incoherencias, y observan como la sociedad que les envía mensajes de igualdad, de respeto hacia la dignidad de la mujer y de no violencia, es la misma que perpetúa la desigualdad, denigra a la mujer y ejerce violencia hacia ella. Si los mensajes que tratan de influir sobre los jóvenes no van acompañados de hechos, difícilmente se conseguirá que haya un cambio real de sus conductas". 
Siete Consellos da Muller Nova en Pontevedra 
El grupo NeoFem del IES Luis Seoane es uno de los siete Consellos da Muller Nova que funcionan en Pontevedra, junto a los de los institutos Xunqueira I y II, Sánchez Cantón, Torrente Ballester, Frei Martín Sarmiento y el Colegio Calasancio. El Concello pontevedrés impulsa este proyecto desde hace dos años para fomentar la perspectiva de género entre los escolares y, hasta el momento, estos son los centros que han decidido sumarse. El pasado curso participaron con actividades propuestas desde el Ayuntamiento, pero en el actual ya funcionan de forma autónoma, con proyectos propios que reciben financiación municipal.

Objetivo: resetear el machismo entre los jóvenes
Comentarios