Miércoles. 26.06.2019 |
El tiempo
Miércoles. 26.06.2019
El tiempo

Vigo registra tres casos de violencia machista en apenas unas horas

Uno de los sucesos tuvo lugar en la viguesa avenida de Buenos Aires. GOOGLE MAPS
Uno de los sucesos tuvo lugar en la viguesa avenida de Buenos Aires. GOOGLE MAPS

En uno de los casos un policía portuario defendió a una mujer que estaba siendo agredida por su pareja ►Todos los sucesos se saldaron con la detención de los agresores

El área metropolitana de Vigo registró hasta tres casos de violencia machista en apenas unas horas, todos ellos ocurridos este domingo.

INTERVENCIÓN DE UN POLICÍA PORTUARIO. En el primero de los casos, la Policía Local de Vigo detuvo a F.F.R., varón de 36 años de edad, nacido en Vigo y domiciliado en el municipio pontevedrés de Pazos de Borbén, por una supuesta agresión a su pareja.

Los hechos sucedieron este domingo, a las 20,30 horas, cuando la Policía fue requerida en un local de la calle Buenos Aires, debido a una fuerte discusión entre un hombre y una mujer.

A su llegada, los agentes se encontraron en la vía pública a unas veinticinco personas alrededor de dos individuos y que uno de ellos sujetaba al otro, por lo que procedieron a separarlos, mientras uno de ellos profería insultos y amenazas.

Según el relato policial, una mujer muy nerviosa, con dificultad para hablar, y un claro estado de ansiedad, explicó a los agentes que se encontraba en el interior del local celebrando la fiesta de cumpleaños de su sobrina, y que su pareja se presentó allí y comenzaron a discutir.

Ella le invitó a salir fuera del establecimiento y, una vez en el exterior, le comunicó al varón que no deseaba que estuviese en el acontecimiento y que tampoco la acompañase hasta el domicilio que comparten, ante lo que él reaccionó de forma muy violenta, agarrándola por los brazos, zarandeándola y levantándola en peso mientras que la insultaba y la amenazaba de muerte.

Fue entonces cuando un policía portuario que pasaba por el lugar intentó defender a la mujer, originándose así una pelea entre ambos. La hermana de la presunta víctima intentó ayudar al agente del Puerto pero el ahora detenido la tiró al suelo, causándole lesiones en el brazo derecho.

F.F.R. se negó en varias ocasiones a identificarse, profiriendo insultos y amenazas a los agentes y terminó detenido por todo ello.

ESCONDIDA EN EL GARAJE. Por otra parte, la Policía Local de Vigo detuvo también este pasado domingo a L.F.V.M., varón de 45 años de edad, nacido y domiciliado en Baiona, por un supuesto delito de violencia de género.

La detención se produjo pasadas las 17,00 horas en un piso del camino Fonte Santa tras la llamada de una vecina, que había escuchado una fuerte discusión con gritos y portazos.

Los agentes acudieron al piso que les indicó esta vecina y fueron recibidos por un varón con un fuerte estado de agitación, que les insultó en repetidas ocasiones, según su relato.

El ahora detenido se negó a identificarse, cada vez más agresivo, y a llamar a su pareja para que saliera. Finalmente, les tiró la cartera a los policías e intentó agredir a uno de ellos, por lo que fue inmovilizado.

La presunta víctima no se encontraba en el domicilio, apareció poco después y manifestó que tras la fuerte discusión en la que él había intentado estrangularla, se había conseguido zafar de él y se había escondido en el garaje del edificio. Por todo ello, los policías procedieron a la detención de dicho individuo.

AMENAZADA DE MUERTE. Asimismo, la Policía Local viguesa también detuvo en la madrugada del pasado domingo a H.M.M., varón de 41 años de edad, nacido en Marruecos y domiciliado en la ciudad olívica, por un supuesto delito de violencia de género.

Los hechos sucedieron a las 00,35 horas en la calle Pizarro, a donde los policías acudieron tras una llamada de la presunta víctima, quien relató que había mantenido una fuerte discusión con su marido, el cual le recriminaba hablar mucho con sus vecinos.

La presunta víctima explicó que su marido le pedía explicaciones de todos sus movimientos y que ya había sido agredida en otras ocasiones. Además, le trasladó a los agentes que eses mismo día la amenazó de muerte incluyendo a los hijos de ambos.

Por esta amenaza, y en vista del cariz que tomaba la situación, ella intentó llamar a su padre por teléfono, pero el ahora detenido le arrancó el terminal por la fuerza. En el forcejeo, según el relato policial, ella resultó herida en el dedo pulgar de la mano derecha.

H.M.M. no se encontraba en la vivienda, pero fue localizado y detenido por los agentes poco después en las inmediaciones de su domicilio.

Vigo registra tres casos de violencia machista en apenas unas horas