domingo. 16.05.2021 |
El tiempo
domingo. 16.05.2021
El tiempo

Procedente del audiovisual, imparte conferencias, presenta ponencias, escribe artículos e imparte clases. Apasionada de las nuevas tecnologías.

Virginia Pereira, la musa de Castelao

Nació en A estrada y enamoró al genial caricaturista Castelao, con el que vivió en Pontevedra durante unos años en los que nuestra ciudad era un hervidero cultural en todas las disciplinas de las artes
Instantánea de la boda de Virginia y Castelao en 1912. TABEIRÓS MONTES
Instantánea de la boda de Virginia y Castelao en 1912. TABEIRÓS MONTES

Sobre Castelao, el hombre que en la actualidad representa el buque insignia cultural de Galicia, lo sabemos casi todo, pero poco se habla de su esposa Virginia y su vida personal. Especial, discreta, inteligente, con encanto, una gran mujer que enamoró a un gran hombre. Al unirse a Castelao, su vida fue fácil en algunas épocas y muy difícil en muchas otras. En este breve resumen repaso con algunas pinceladas la vida de Virginia y su relación con Pontevedra.

Virginia Pereira Renda nació en A Estrada (Pontevedra) el 19 de octubre de 1884. Hija de Camilo Pereira Freigenedo, prestigioso abogado, y de Peregrina Renda López. El matrimonio tuvo diez hijos, tres de ellos muy relacionados con nuestra ciudad: Clemencia Elisa, (1875), que se casaría con el pontevedrés Benito López Paratcha; Camilo José (1886), que fue funcionario del Instituto Estadístico de Geografía de Pontevedra; y Virginia, casada con Castelao, que residió durante años en Pontevedra.

CASTELAO Vida gallega  ilus

En la casa familiar de la familia Pereira, en A Estrada, se realizaban magníficas fiestas a las que acudían personajes de toda Galicia, entre ellos los pontevedreses Benito Paratcha o Prudencio Landín. En abril de 1900 se decía: "de nueve a doce de la noche, se bailó incesantemente a los acordes del piano tocado con ejemplar maestría por Clemencia Pereira de Paratcha y sus hermanas". El patriarca de la familia, Camilo Pereira, mantenía una estrecha relación con la familia Riestra y en 1914 ofreció una cena en su casa al diputado electo a Cortes por A Estrada desde 1908, Raimundo Riestra Calderón, que siempre era muy bien recibido en esta localidad.

Virginia era una mujer menuda de talla, de mirada vivaz y rasgos dulces que conoció a Alfonso Daniel Rodríguez Castelao en la ciudad de Santiago mientras él estudiaba Medicina y ella visitaba con frecuencia a sus hermanos instalados allí. En Compostela siguió una intensa vida social, como se estilaba en la época. Asistió a Asaltos del Casino, como en tantas ciudades contribuía a los kermesse que se organizaban, participó en el sonado XXII Congreso Eucarístico celebrado allí con la asistencia de unos 60.000 católicos extranjeros, y participó en actos culturales como la Corte de amor de los Juegos Florales de Santiago en 1912, en el que participaron también Manuela Arias de la Maza, Concha Rivadulla, María Osende, Guadalupe Cayón, Milagros Roffignac o Rafaela Gasset, entre otras.

Virginia y Castelao se enamoraron perdidamente. La petición de mano se produjo el mes de agosto de 1912 y se casaron el 19 de octubre de ese mismo año en la iglesia de San Paio de A Estrada. Fueron padrinos de boda el registrador de la propiedad estradense Manuel Fidalgo y la hermana de Virginia, casada con el capitán de Sanidad Militar Alfredo Viondi. Al terminar la ceremonia religiosa, se ofreció un lunch y posterior comida en casa del padre de la novia. "Los desposados salieron después en automóvil para su viaje de novios dirigiéndose a Santiago y siguiendo a Pontevedra y Portugal", país que estaba muy de moda para pasar la luna de miel.

CASTELAO Voda_de_Virxinia_e

Su primer y único hijo, Afonso Rodríguez Pereira, nació el 31 de enero 1914. El matrimonio se trasladó a la ciudad de Pontevedra en la que Castelao trabajó para la administración y después como profesor del Instituto de Pontevedra. Su hijo era inteligente y amante de los libros, con lo que sus padres estaban encantados. Virginia se integró rápidamente a la vida social en Pontevedra. En 1927 contribuyó con una muñeca al sorteo Muñecos y Bombones de la Juventud Católica Femenina en Pontevedra.

Un dramático hecho golpeó en lo más profundo la vida del joven matrimonio cuando su hijo Alfonso falleció en Pontevedra en enero de 1928. "Los que queremos más aunque como hombre excepcional, como amigo entrañable, a Castelao, no sabemos hoy ni cómo acercarnos a él para pedirle serenidad". El funeral de cuerpo presente se celebró el 4 de enero en la iglesia de San Bartolomé, "El cadáver encerrado en un lujoso arcón de roble, con incrustaciones talladas y sobre el que pendían varias hermosas coronas, era portado a hombros, recogiendo los cordones del mismo, cuatro amigos y compañeros de estudio del finado". Estaban presentes, además de autoridades de la ciudad como De La Sota, el arcipreste del Morrazo, el P. Luis, Sánchez Cantón o López de Roda (capitán de Infantería). A ellos se les unió una enorme multitud para testimoniar a sus desconsolados padres el cariño de la ciudad. Una pérdida de la que hoy sabemos que Virginia nunca se recuperó al conservar parte de los restos de su hijo con ella para en el futuro descansar juntos.

CASTELAO El Progreso semana

Se exilió a Nueva York de manera forzosa con su marido en 1938, ya que Castelao había sido miembro del Partido Galleguista y del Frente Popular. En 1940, se instalaron en Buenos Aires y su marido falleció allí el 7 de enero de 1950, a miles de kilómetros de su querida Galicia.

En agosto de 1966 Virginia viajó de Buenos Aires a Galicia y visitó el Museo de Lugo así como la ciudad de Pontevedra. Pocos años después, Virginia Pereira falleció en Madrid el 23 de diciembre de 1969, una mujer entregada a la causa de su vida común con Castelao.

Recomiendo la lectura del libro "A vida incerta. Biografía de Virxinia Pereira" de Montse Fajardo, publicado por el Concello de Pontevedra, y Virxinia Pereira, por Olimpio Arca Caldas, en la página de difusión del patrimonio cultural de Tabeirós Montes.

Virginia Pereira, la musa de Castelao
Comentarios
ç