Imprimir

Señalan a un abogado vigués como líder de la trama que introdujo heroína por Caldas

Efe | 18 de septiembre de 2019

Vista del juicio contra los doce acusados de integrar una organización que en 2017 intentó introducir en Galicia 60 kilos de heroína. SALVADOR SAS (EFE)
Vista del juicio contra los doce acusados de integrar una organización que en 2017 intentó introducir en Galicia 60 kilos de heroína. SALVADOR SAS (EFE)
Los policías que coordinaron la investigación: "Siempre estuvo por encima en el escalafón"

Dos policías que coordinaron la investigación sobre una supuesta trama que introdujo 60 kilos de heroína en Galicia y negoció un alijo de cocaína desde Colombia han señalado a un abogado vigués, Manuel E.M., como el líder de la misma.

"Siempre estuvo por encima -en el escalafón-. Nunca hicieron nada sin que él diera el visto bueno. Todo se lo consultaban", ha afirmado uno de los funcionarios policiales.

Estos dos inspectores de la Unidad de drogas y crimen organizado (Udyco) de la Policía Nacional han declarado como testigos en la tercera jornada del juicio en la sección quinta de la Audiencia de Pontevedra, en el que el fiscal pide once años de cárcel para cada uno de los doce acusados, siete gallegos y cinco búlgaros.

A pesar de que no lo vieron en la noche de la descarga de la heroína en una nave industrial en Caldas de Reis, los dos policías consideran a Manuel E.M. en el mismo escalafón que Juan Jesús V.P., quien en todo caso "no hacía nada sin consultárselo" al primero.

En este marco han circunscrito las visitas periódicas de Juan Jesús V.P. a su despacho y a la única reunión en la que Manuel E.M. participó estando presente el contacto de la organización colombiana, Gustavo H.C., en un bar de Vilanova cuando se torció el transporte de una "importante cantidad" de cocaína por vía marítima.

Además, lo han identificado como el principal financiador de dicha operación, en la que los miembros del supuesto clan gallego, que adelantaron 150.000 euros, fueron "engañados".

De hecho, han contado que los dos presuntos cabecillas, Juan Jesús V.P. y Manuel E.M., se plantearon viajar hasta Colombia para "ajustar cuentas" y amenazaron a sus interlocutores con que tenían contactos en aquel país.

Estos dos policías también han implicado de lleno en ambos alijos, el de la cocaína y el de la heroína, a Gardenia C.V., a quien su amante, Juan Jesús V.P., y otro de los acusados, Miguel P.F., han intentado exculpar en el juicio, y Manuel M.M., al situarlos en "el núcleo duro" de la organización.

A la primera le atribuyen labores de contravigilancia en las visitas de su amante al despacho del abogado vigués, que hiciera de "asesora" de su amante, al que le llegó a pedir que le "pusiera las pilas" a dos de sus lugartenientes, y que le cediera a éste su teléfono para que realizara llamadas comprometedoras.

Asimismo, han recordado que la noche en la que la Policía intervino la heroína cuando era descargada en una nave de Caldas ésta llamó tres veces a uno de los encargados de la operativa, y horas más tarde, cuando fue detenida, le encontraron oculto en un zapato un papel con coordenadas y un número de teléfono de Bulgaria.

En cuanto a Manuel M.M., han destacado su presencia en reuniones trascendentes o bien que se le informara del resultado de las mismas, y sus gestiones para el alquiler de la nave industrial de Caldas y para encontrarle una habitación de hotel para el contacto colombiano para que pudiera viajar a España. "Siempre estuvo ahí cuando se le necesitó", ha indicado uno de los agentes.

El responsable de la investigación ha detallado que cuando la Policía entró en la nave de Caldas se encontró a dos ciudadanos búlgaros, Iván D. e Ivailo I., y a los gallegos Daniel V. y Miguel P.F. descargando la heroína desde un camión procedente de Bulgaria y trasvasándola a una furgoneta.

También ha explicado que el camión estaba especialmente preparado para transportar la droga de manera desapercibida, al estar oculta en un habitáculo integrado en el chasis que se abría con un sistema hidráulico.

Al cabo fueron detenidos Juan Jesús V.P. e Iván M.M., que había estado realizando labores de contravigilancia, en las inmediaciones de un hotel de Caldas.

Finalmente fueron arrestados otros tres súbditos búlgaros, Vlado S.A., a quien la Policía había visto en la entrada de la nave de Caldas, y a quienes en ese momento lo recogían en su coche y que resultaron ser los conductores del camión en el que viajó la droga por media Europa, Ilian A. y Iordan D.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/caldas-deza/senalan-abogado-vigues-pr/201909181659311052508.html


© 2019 Diario de Pontevedra

Lepanto 5, Pontevedra

Tlfno: 986 011 100

(Grupo El Progreso)