Supera planteó desligar la piscina olímpica del complejo

El alcalde, Miguel Anxo Fernández Lores, explicó que se encontraban "en esa gestión" cuando "de repente cerraron"
Los asistentes a la reunión este viernes en el Hotel Galicia Palace. JAVIER CERVERA-MERCADILLO
photo_camera Los asistentes a la reunión este viernes en el Hotel Galicia Palace. JAVIER CERVERA-MERCADILLO

La Asociación de Hoteles de Pontevedra mostró este viernes su apoyo a la Fundación Rías do Sur y los clubes afectados por el cierre de la piscina olímpica, en una reunión en la que el alcalde, Miguel Anxo Fernández Lores, acusó a Supera, la empresa que todavía dispone de la concesión del complejo deportivo, de estar "racaneando" y acusó a la entidad de "mala gestión de captación de socios", así como de no "mantener las condiciones óptimas de la piscina, ya que al parecer hay un cierto deterioro".

Lores explicó que Supera había planteado "la posibilidad de desligar la actividad deportiva de la natación y la piscina olímpica del complejo deportivo, y que la Federación se hiciera cargo", de manera que el uso fuera "única y exclusivamente para los clubes". Según el alcalde, "estábamos en esa gestión cuando de repente cerraron todo".

A su vez, afirmó que no se puede permitir "tener una instalación de esta categoría, que permite que vaya creciendo el deporte base, fuera de funcionamiento". El alcalde aseguró que "lo normal sería llegar a un acuerdo, una cifra razonable, y que otra empresa se haga cargo, aunque se desligara la piscina del complejo, que es lo más razonable".

Lores puso como "única condición" que en la negociación "todos los actores que tenemos que ver con la piscina podamos opinar y que no decida una sola persona". El concelleiro de Deportes, Tino Fernández, corroboró las palabras del alcalde e insistió en que la piscina olímpica "es una instalación estratégica que no se puede tener cerrada porque es una pérdida enorme de recursos".

Desde la Asociación de Hoteles también se ofrecieron a "colaborar activamente en la reestructuración de las instalaciones y en la organización de próximos eventos de natación", ya que desde la entidad consideran que el cierre de la piscina olímpica perjudica "no solo a deportistas, sino también a aficionados, comercios y en general a la ciudad de Pontevedra".

Por su parte, José Maquieira, presidente del Galaico Sincro, dio las gracias a la Asociación de Hoteles "por unirse a la protesta", así como al "CGTD y la Escuela Naval de Marín", por ceder sus instalaciones para que los clubes preparen los próximos campeonatos. Así mismo, Héctor Vilariño, presidente de la Fundación, reconoció que están "abiertos a cualquier posibilidad y no haremos nada sin contar con el Concello".

Alternativas
Ayudas de fondos europeos
Durante la reunión que tuvo lugar ayer en Hotel Galicia Palace, el alcalde de Pontevedra, Miguel Anxo Fernández Lores, aseguró el ayuntamiento está "dispuesto a hacer una aportación económica, aunque todavía no sabemos cuál" para la reapertura de la piscina olímpica. En este sentido, el alcalde aseguró estar buscando alternativas como los "fondos europeos, de los que estamos pendientes, por si podemos pedir algún tipo de ayuda que facilite poner en funcionamiento la piscina y que el gasto corriente sea el menor posible". Unas ayudas que dependerían del cambio de mantenimiento de la piscina a energías renovables, algo ya planteado por la Fundación.

comentarios