La patronal gallega no ve posible que la recuperación económica llegue a la comunidad hasta 2024

Vieites urge el pacto de rentas y medidas para combatir los altos costes energéticos ante la difícil situación económica, con una inflación que prevé desbocada hasta primavera de 2023
Vieites. PEPE FERRÍN (AGN)
photo_camera Vieites. PEPE FERRÍN (AGN)

La inflación se mantendrá disparada "hasta mediados de 2023", con la comunidad con el tercer peor dato de España y doblemente castigada por su mayor dependencia de las materias primas e hidrocarburos –a precios prohibitivos– debido a su mayor dependencia del sector primario, lo que, sumado a un complicado contexto mundial marcado por la invasión de Ucrania y las subidas de tipo de interés y las "insuficientes" medidas del Gobierno al respecto, evitará que la recuperación llegue Galicia hasta 2024. Estas son, a vuelapluma, las proyecciones de la Confederación de Empresarios de Galicia (CEG), cuyo presidente, Juan Manuel Vieites, reconoció que "no son halagüeñas" pero sí "realistas".

En una rueda de prensa celebrada este martes en Santiago, el jefe de la patronal gallega analizó prolijamente los factores que hacen que la economía española, y gallega en particular, sigan con el freno de mano echado una vez que se van diluyendo los efectos económicos de la pandemia. Y ofreció soluciones para reconducir la situación, que no siempre coinciden con las que está adoptando -o planteando hacerlo- el Gobierno estatal.

Pacto de rentas


Uno de los remedios que más urge, indicó Vieites, es alcanzar el denominado pacto de rentas, un acuerdo entre sindicatos y empresarios por el que ambas partes aceptan "repartirse" el coste de la inflación de forma equitativa con el objetivo de frenar la subida de precios. En este sentido, el presidente de la CEG abogó por la "moderación salarial". "Los salarios no pueden indexarse [equipararse] a la inflación, y tampoco las pensiones, porque quebraría el sistema", alertó Vieites, en línea con el "mensaje que también transmite la CEOE", la patronal española. "Debe de ser un gran pacto de país", abundó.

Contener la inflación


No hay una fórmula mágica para frenar la inflación, que escaló un 10,2% hasta junio, una cifra casi récord que, no obstante, fue todavía mayor en Galicia: del 11,3%, un índice solo superado por las dos Castillas. La receta, pues, no es sencilla ni los resultados matemáticos, y en este sentido Vieites advirtió que medidas como la subida de tipo de interés pueden ser un arma de doble filo.

Además, introdujo un matiz cuya importancia no es baladí: "La inflación de Estados Unidos es de demanda, y puede solucionarse con una subida de tipos. Pero la de Europa es de insumos y para solucionarla hay que controlar muchos elementos", expuso Vieites, que advirtió del riesgo latente a "entrar en una espiral inflacionista". Por lo pronto, la desbocada inflación "está influyendo negativamente en la productividad de muchas empresas españolas y gallegas".

Precio de la energía


Es el factor diferencial que hace que "dentro de un contexto global castigado por la inflación, España esté peor", explicó Vieites, que dio una mala noticia al respecto: "El precio de la energía se mantendrá al alza hasta primavera de 2023", según los datos que maneja la CEG. ¿Por qué la situación es peor en el país que en el resto de Europa? Por culpa de unas políticas equivocadas por parte del Gobierno, sostiene la patronal. Y es que mientras "otros estados, como Alemania, han optado por una transición energética gradual, en España hemos querido hacerlo todo de golpe", evidencia Vieites. De ahí que ahora haya que recurrir a medidas improvisadas de emergencia, "como reabrir la central de carbón de As Pontes".

En cuanto a los hidrocarburos, el jefe de la patronal gallega pidió al Gobierno un esfuerzo mayor que el parche de la bonificación en las gasolineras, que quedó diluido al seguir escalando sus precios, y loó la actitud de la Xunta de acordar ayudas al transporte de viajeros.

Impuestos a la banca


Otro de los errores del Gobierno, según Vieites. "La banca los repercutirá en los clientes. Eso no es crear país, es destruirlo". "Igual que los impuestos a energéticas, que al final pagaremos todos", añadió, para tildar estas medidas de "populistas, propias de algunos países suramericanos".

Fondos europeos


Vieites también instó al Gobierno a agilizar la tramitación de los fondos europeos: "La UE ha hecho su trabajo, ahora nos toca a nosotros". Y optó por la cogobernanza entre Gobierno y comunidades. "Logramos 177.000 millones de Europa, hay que aprovecharlos".

El valor del empresario


Por último, reivindicó el papel de las 65.000 empresas gallegas a las que da voz: "Hay que considerar al empresario como un generador de riqueza y facilitarle su trabajo".

comentarios