jueves. 23.09.2021 |
El tiempo
jueves. 23.09.2021
El tiempo

Los sindicatos vuelven a la calle en Galicia para reclamar un sistema laboral más justo

Marcha de UGT y CC OO en Vigo, este sábado. MARTA VÁZQUEZ (EUROPA PRESS)
Marcha de UGT y CC OO en Vigo, este sábado. MARTA VÁZQUEZ (EUROPA PRESS)
Las principales ciudades gallegas albergaron diversas marchas con motivo del 1 de mayo

Las centrales sindicales han vuelto este Primero de Mayo a convocar manifestaciones en las calles de las principales ciudades gallegas, suspendidas el año pasado debido a la pandemia, y lo han hecho para reclamar un sistema laboral más justo y una salida a la actual crisis con medidas distintas a las adoptadas en 2008.

La vicepresidenta tercera y ministra de Trabajo, la gallega Yolanda Díaz, que se ha manifestado en Madrid junto a los sindicatos, se ha mostrado "feliz" de estar en la marcha del Primero de Mayo y ha subrayado que el protagonismo es de los trabajadores y los sindicatos.

En declaraciones a las agencias antes de empezar la manifestación, Díaz, acompañada por su hija, ha recordado que "siempre" ha participado en los actos del Día del Trabajo. "Estoy muy contenta y muy feliz", ha afirmado Díaz, que ha subrayado que "hoy el protagonismo lo tienen los trabajadores y sus representantes sindicales", ha dicho.

La ministra ha defendido que "este Primero de Mayo no es un día más", sino que sus valores de trabajo decente, solidaridad, igualdad y justicia social constituyen "la respuesta más efectiva y rotunda a la crisis económica y social que atravesamos".

En Vigo, ciudad que acogió la manifestación más multitudinaria como es tradición, miles de personas han salido a la calle esta mañana para participar en las tres manifestaciones convocadas por los diferentes sindicatos con motivo de la celebración del Día de Trabajador, en el que reivindicaron una salida a la crisis que no deje a nadie atrás.

"Estamos viviendo un año muy complejo por la crisis de la covid y tenemos que reclamar la defensa de los derechos de los trabajadores y la necesidad de empleo para no salir de ella con un nivel de exclusión y de ruptura social que no podemos admitir", afirmó el secretario general del PSdeG, Gonzalo Caballero, antes del inicio de la manifestación de CC OO y UGT.

La marcha, que contó con un autobús descapotable con las siglas de ambos sindicatos y con la ausencia del alcalde de Vigo, Abel Caballero, partió del cruce de Urzáiz con Vía Norte tras una pancarta con el lema: Ahora toca cumplir. Un país en deuda con su gente trabajadora.

 

La jornada transcurrió con normalidad hasta que la marcha llegó a la calle Colón, donde fue cortada por unos trabajadores del sector del metal disconformes con ambos sindicatos por el convenio laboral que han firmado para el sector en la provincia de Pontevedra, tras lo cual siguió su curso sin interrupciones.

Caballero ensalzó el "Gobierno de progreso" que hay en España y que "aplica -dijo- políticas en defensa de la igualdad y para hacer un escudo de protección social que son más necesarias que nunca". "Somos conscientes que la sociedad vive un momento de crisis como no recordamos, un nivel de profundidad en las cicatrices sociales que tenemos que conseguir cerrar, y para eso hay que respaldar a los sindicatos que defienden a los trabajadores, estar en las calles en la defensa de la igualdad y limitar que de esta crisis podamos salir con mayor exclusión", añadió.

Poco después partió de La Doblada, con destino a García Barbón, la manifestación convocada por la CIG bajo el lema Por una salida gallega justa de la crisis, la cual también fue interrumpida por los mismos trabajadores del metal a la altura de Colón, en este caso para afearle a la CIG que hubiese desconvocado la huelga del sector.

Se trató de la más multitudinaria de la jornada y a ella asistieron varios miembros del BNG con su portavoz nacional y líder de la oposición en Galicia, Ana Pontón, a la cabeza, quien señaló que este Primero de Mayo es diferente a causa de la crisis económica derivada de la sanitaria.

"Los últimos datos de la Epa vienen a confirmar la demoledora crisis económico-social que tenemos en Galicia, que nos deja más paro, menos población activa y menos empleo, y eso teniendo en cuenta que en la última década emigraron de nuestro país 200.000 personas, si no los datos sería mucho peores", ha dicho Pontón, que ha exigido políticas que ayuden a la juventud y a las mujeres, además de la derogación de la reforma laboral del PP.

"Hace 1.064 días que se desalojó al PP del Gobierno y sin embargo sigue vigente una reforma laboral que lo que hizo fue precarizar cada vez más las condiciones de trabajo", ha señalado antes de referirse a la "necesidad imperiosa" esa "contrarreforma laboral" y poner en marcha medidas que realmente protejan a los trabajadores.

Pontón señaló directamente a la Xunta y a su "política de brazos caídos" porque "está siendo incapaz de liderar una salida social" mientras "defiende a la banca y algunas empresas" dejando "en la estacada a los trabajadores y trabajadoras de este país", el cual necesitas un plan de futuro que genere empleo y luche contra las desigualdades de clase.

Las manifestación de la CIG se cerró con una discurso a cargo del secretario general de la central nacionalista, Paulo Carril, que hizo un llamamiento a intensificar la lucha obrera y la movilización social para forzar la salida justa de la crisis que reivindica el sindicato.

Carril censuró la "permanente propaganda" del Gobierno central que contrasta con la falta de iniciativa para derogar la reforma laboral del PP y lamentó que la acción del Gobierno de Feijóo en Galicia esté contribuyendo a la destrucción de empleo en los sectores productivos de Galicia.

En A Coruña, cientos de personas participaron en la marcha convocada por CC OO y UGT que transcurrió desde la Plaza de la Palloza y hasta la Delegación del Gobierno. en el caso de la CIG, la manifestación hizo el recorrido desde la Plaza de Vigo hasta la Plaza de María Pita "por la defensa de los puestos de trabajo en la comarca", y contó con la participación de la diputada del BNG en el Parlamento gallego Mercedes Queixas y el edil del BNG en A Coruña Francisco Jorquera.

El secretario comarcal de UGT de A Coruña, Ángel Iglesias, ha reivindicado medidas "para que la salida de esta crisis no la pague la clase trabajadora". "Necesitamos que no se sigan aplicando las políticas neoliberales que ahora mismo están perjudicando y que además en esta comarca están generando una serie de conflictos muy importantes", ha remarcado.

 

Por su parte, el secretario comarcal de CC OO de A Coruña, Cristóbal González, ha exigido "recuperar las condiciones perdidas" para los trabajadores que en el confinamiento se entendieron como esenciales, porque "habitualmente ese tipo de trabajos están ligados a los sectores más precarizados".

La manifestación de A Coruña ha sido secundada por algunos trabajadores de la planta de Alu Ibérica, que denuncian represión sindical tras el despido del presidente del comité de empresa, Juan Carlos López Corbacho y otros tres representantes. También han participado empleados de la limpieza de la provincia de A Coruña que piden unas condiciones "dignas" en la negociación del convenio.

Entre la representación política, han estado el vicesecretario del PSdeG, Pablo Arangüena, y el diputado de Unidas Podemos en el Congreso Antón Gómez-Reino.

También en Santiago de Compostela CC OO y UGT, por una parte, y la CIG, por otra, convocaron manifestaciones que confluyeron en la Plaza de la Quintana, donde los dirigentes sindicales comarcales leyeron discursos para reclamar un modelo social y económico más justo y para defender el valor del trabajo para salir de la crisis.

 

Los sindicatos vuelven a la calle en Galicia para reclamar un...
comentarios
ç