Viernes. 14.12.2018 |
El tiempo
Viernes. 14.12.2018
El tiempo

IN MEMORIAM

Fallece el historiador pontevedrés Juan Juega Puig

Juan Juega. DAVID FREIRE (ADP)
Juan Juega. DAVID FREIRE (ADP)

Este lunes nos dejó Juan Juega en silencio. Tras una larga y complicada enfermedad que lo fue minando desde el año 2004. Juan es un ejemplo de lucha contra el tiempo... cuando el reloj está en tu contra.

Juan Juega Puig nació en Pontevedra en 1954, cumplía años el día de la República. Se doctoró en la Universidad de Santiago en historia, lo que más le gustaba. Hijo de Ramón Juega Rúa y María del Carmen Puig Gaite, era el sexto de nueve hermanos. De dos de sus matrimonios tuvo cuatro hijos: María, Marta y Carmen Juega Rivera (de su matrimonio con Anen Rivera Quintana) y Fernando Juan Juega Frías (de su matrimonio con María José Frías). En la actualidad estaba casado con Pilar Rosales.

Un hombre emprendedor y amante de la historia, sobre todo la de Pontevedra. Gracias a él conocemos mejor el pasado de la iglesia de Santa María, de la muralla de nuestra ciudad, de la historia de la pesca y el comercio marítimo o de los judíos. Nos dejó títulos como: Historia de Pontevedra; Pontevedra, villa amurallada; Santa María A Maior de Pontevedra, La cárcel vieja de Pontevedra, Sefardismo en Galicia, El estanco de la sal en Galicia o la exhaustiva tesis publicada por la Deputación de Pontevedra El Comercio Marítimo de Galicia 1525-1640.

Juan Juega en uno de sus viajes. CEDIDA
Juan Juega en uno de sus viajes. CEDIDA
 

Fue durante muchos años profesor de historia en los institutos de Ponteareas, en A Xunqueira, en el de Poio y Vilagarcía. También fue director del Instituto de Estudios Históricos de la Diputación de Pontevedra.

Sólo o en compañía de otros historiadores de Pontevedra, a Juan escribir le daba vida cuando esta flaqueaba. Repasaba los archivos y encontraba datos caídos en el olvido de antiguas estanterías. A él le debemos saber un poco más de nuestra historia en unos trabajos que destacaban por un rigor apasionado. Escribir se convirtió en su terapia para sobrellevar la enfermedad. Hasta el último momento se encontraba inmerso en nuevos proyectos, uno de ellos el de un libro sobre la piratería en el norte de África.

Se ha ido uno de los grandes de la historia. Su voz se fue apagando con su enfermedad, pero nos ha dejado para el recuerdo el eco de las tertulias de los domingos en el Rúas y de sus obras. La misa funeral se celebrará este martes a las 18:00 en la iglesia de San Salvador de Poio.

Fallece el historiador pontevedrés Juan Juega Puig
Comentarios