Domingo. 18.11.2018 |
El tiempo
Domingo. 18.11.2018
El tiempo

Nito, llévame al huerto

Se acaban las Festas da Peregrina y empieza la Feira Franca

Me encanta que me lleven al huerto. No me malinterpreten, hablo en sentido totalmente literal. Yo no soy de cavar, ni de coger el sacho o abonar el terreno, lo confieso. Pero sí soy de recolectar. Ya saben, para beber vino nos apuntamos todos, pero la cosa cambia cuando se trata de dar sulfato. Pues yo lo mismo con los tomates. Adoro las hortalizas de casa por su sabor y por lo ricas que están, pero reconozco que me da mucha pereza todo el trabajo previo al momento de la recolección.

Desmontaje de A Peregrina. GONZALO GARCÍALo bueno es contar con amigos a los que le sobren hortalizas y que sean generosos. Y por eso hoy quiero hacerle la pelota a Nito Sobral, alcalde de Poio, para que me lleve al huerto. Me han comentado unos compañeros que el regidor poiense estaba el martes por la mañana en Pontevedra y les dijo que tiene un huerto de lo más productivo, que hace unos días recogió unas berenjenas enormes que estaban para chuparse los dedos. Yo creo que debería darnos una prueba para que podamos degustarlas por nosotros mismos. Me fío de su palabra, Nito, pero ya sabe que siempre es mucho mejor vivirlo que contarlo, y más nosotros que somos periodistas y tenemos que contrastarlo todo. Pero bueno, en principio, y a pesar de no haberlo verificado al cien por cien, el huerto de Nito da unos frutos de muy buena calidad.

Cambiando de tercio, tengo que reconocer que estoy algo triste estos días porque se acaban las fiestas. Ver cómo desmontan el escenario de la Praza de España siempre me pone triste, pero Carme da Silva se encargó de recordarnos el martes a todos los periodistas que la Feira Franca está a la vuelta de la esquina, así que todavía nos queda algo de verano. Menos mal.

Comienza el despliegue para la Feira Franca. RAFA FARIÑAA quien le dio el bajón el otro día fue al presidente local del PP, Rafa Domínguez, que, recorriendo el rural de Pontevedra con su compañero César Abal, sufrió un pequeño percance en Cerponzóns. Se ve que el vehículo en el que iban se quedó sin batería y necesitaron la ayuda de unos vecinos que les echaron una mano para ponerlo en marcha. "Trata de arrancarlo, César", decía Rafa.

Nito, llévame al huerto
Comentarios