jueves. 22.08.2019 |
El tiempo
jueves. 22.08.2019
El tiempo

Un sábado de tapas, letras y en familia

Caldas de Reis celebra con éxito el primer certamen que aúna literatura diversa y gastronomía local
Participantes en el certamen Tapas con Letras, que celebró su primera edición ayer en Caldas de Reis. CEDIDA
Participantes en el certamen Tapas con Letras, que celebró su primera edición ayer en Caldas de Reis. CEDIDA

TAPAS con Letras demostró ayer que llega para quedarse. El certamen de Caldas de Reis celebró su primera edición, llenando de cultura (literaria y gastronómica, sobre todo), la villa termal, que ha apostado por este formato para una jornada de verano que resultó de lo más entretenida. En ella participaron escritores, traductores, editores o bloggers, entre ellos mi compañero Fernando Salgado, que presentó el libro ‘El humo del diablo’.

La cita, con fines solidarios en la venta de libros a favor de la Asociación Viguesa de Esclerosis Múltiple de Pontevedra, conquistó también por el estómago, de la mano de tres establecimientos caldenses que se encargaron del apartado gastronómico ofreciendo sus propuestas culinarias a modo de tapas frías. No se imaginan lo ricas que estaban. Si es que no veo mejor forma que esta de saborear el verano. Alimentar el intelecto y el estómago, ¿qué mas se puede pedir, no creen?

Claro que, mejor no pasarse, sobre todo con lo segundo. No sea que la operación bikini se nos vaya al garete. Siempre está bien un poco de ejercicio. En parte, también lo hubo ayer en Caldas, pues el certamen incluyó una demostración de artes marciales de los siglos XII y XIII. Me pregunto si la familia Durán, originaria de A Estrada, se habrá animado a bajar calorías después de la comilona que compartió ayer en el Recreo Cultural de la capital de Tabeirós. Oportunidad tenía, pues las piscinas que ofrecen las instalaciones son de lo más tentadoras en estos días en los que el mercurio sube en el termómetro. Con chapuzón o no, seguro que disfrutaron del encuentro que, por cierto, llevan cuatro años celebrando.

Hablando de celebraciones estradenses, ayer el edil de Móvete, Iván Sanmartín, participó en una muy especial. Recién entrado en la Corporación, le tocó oficiar su primera boda civil. El también abogado se mostró especialmente agradecido con los novios por darle tal oportunidad. Y para alegría, la que da el cielo de paraguas que, por segundo año, ha vuelto a la calle Colón de Lalín. Una iniciativa del edil Francisco Vilariño que ha retomado el nuevo Gobierno.

Un sábado de tapas, letras y en familia