martes. 22.10.2019 |
El tiempo
martes. 22.10.2019
El tiempo
maria-pineiro
OPINIÓN
Escribir a máquina

Escribir a máquina

Manda ahora la última generación que ha tenido que aprender a mecanografiar
OPINIÓN
Un hijo asesor

Un hijo asesor

Es la descendencia adolescente la que da el visto bueno a los programas de fiestas
OPINIÓN

El chorro

El ángel de la guarda te acompaña al baño armado con arco y linterna
OPINIÓN

La tortuga

Por conservar la juventud, o intentarlo, se hacen cosas crueles
OPINIÓN
Cosas que no se cuentan

Cosas que no se cuentan

Concluyen los artículos sobre los 30 años de la matanza de Tiananmen que la mayoría de chinos siguen sin saber qué pasó
OPINIÓN
Tomar un café

Tomar un café

Es una actividad corriente y polisémica, de la que no conviene abusar
OPINIÓN
El grupo del bus

El grupo del bus

Socializar, también con naderías, hace comunidad y da sentido de pertenencia
OPINIÓN
El pedo

El pedo

Cómo captar los cambios de clima y que los tiempos ya son otros
OPINIÓN
El devenir

El devenir

No se puede vivir dos veces la misma campaña, menos mal
OPINIÓN

Los planes

Para quien no los tiene existe la narrativa del ocio
OPINIÓN
La granada

La granada

Médicos y periodistas compartimos dificultad para la autocrítica
OPINIÓN

La odiogracia

Por culpa de este fenómeno soy capaz de leer el libro de Sánchez Dragó sobre Abascal
OPINIÓN
La madre de mis hijos

La madre de mis hijos

Casado explica en una entrevista que apuesta por la convicción por premonición 
OPINIÓN

Un fontanero bueno

Artículo dedicado a quienes corrigen nuestro optimismo con su pesimismo y al revés
OPINIÓN

Hablad, por favor

El síndrome de la impostora nos racanea voces interesantes, pertinentes y formativas
OPINIÓN

El desparrame

De Karl Lagerfeld se decía que no daba una entrevista mala
OPINIÓN

Dos aspirinas

Cómo hacer un homenaje incorporando una rutina libresca
OPINIÓN
El hogar

El hogar

Hay palabras que nunca usamos al hablar
OPINIÓN

El desencanto

Me consuela de mi generación haber sido colectivamente ilusos
OPINIÓN

Ojos abiertos

Las precauciones que se anuncian, en realidad, ya están pasando  
OPINIÓN

Una cosa

Nada espolea más que una buena exclusiva de la competencia